Los bonos convertibles y los bonos subordinados son productos complejos y de elevado riesgo, que fueron comercializados por el BANCO POPULAR sin cumplir las exigencias legales de transparencia,  exigencias contenidas en la Ley del Mercado de Valores, que se refieren a la obligación de informar a los clientes de la naturaleza y riesgos del producto y de informarse sobre el perfil del cliente.

Es posible recuperar el dinero invertido en estos productos con sus intereses.